El día de la semana – José María Barja Pérez

José María Barja Pérez

Cada vez que el entrenador del FC Barcelona se refiere a un día de la semana lo nombra anteponiendo “día …”, lo cual provoca la hilaridad de los comentaristas deportivos. Sólo revelan desconocimiento del uso del castellano en Iberoamérica y de cual fue la construcción historica del ciclo de siete días, que según el DRAE en latín se decía septimāna y va de lunes al domingo, aunque el DRAG precisa «ou de domingo a sábado, na consideración relixiosa».

 

La secuencia de los días de la semana surge de la ordenación de los siete planasthai “los errantes cuerpos celestes” que aparentemente orbitan en torno a la Tierra. El ciclo de siete días que aportó la cultura judía (seguramente aprendido en Babilonia) se ajustaba mejor al ritmo de los mercados que otros como el de nueve días. Al dedicar cada hora a uno de los “planetas” y nombrar el día por el planeta que regía la primera hora, se obtiene esa sucesión de nombres de día semanal. En efecto esa lista en 24 horas es recorrida tres veces y con tres pasos más se obtiene el planeta que rige la primera hora del día siguiente y le da nombre. Así, saltando de tres en tres, tenemos esos nombres tan familiares que al obispo Martiño de Dumio nada le gustaban por ser de dioses paganos, aunque, como escribía Mendez Ferrín «non se decata, infeliz, de que el leva, como Martinus, o mesmo nome de Marte que o día Martes.»  Tal vez le hicieron caso los portugueses, que nombran los días semanales como “feiras” numeradas y así llaman “Sexta-feira Santa” al Viernes Santo.

Datos:

• En el magnífico libro de Simon Garfield En el mapa. De cómo el mundo adquirió su aspecto [(2013) Taurus, pg 40] se explica que en el Almagesto, escrito por el «primer cartógrafo moderno del mundo» Claudio Ptolomeo (90-170), se muestra la Tierra estable en el centro del cosmos «mientras que a su alrededor giraban diariamente –en orden de proximidad– la Luna, Mercurio, Venus, el Sol, Marte, Júpiter y Saturno».

• El tema de la semana permite llenar un libro como el que escribió Eviatar Zerubavel The Seven Day Circle. The History and Meaning of the Week [(1985) The University of Chicago Press] que también habla de otras como la nepreryvka (ininterrumpida) de cinco días en vigor en la Unión Soviética entre mayo/1929 y noviembre/1931 cuando se ordena el trabajo en una semana de seis días, la chestidnevki, que durará hasta junio/1940 cuando el Presidium del Soviet Supremo reestablece la semana de siete días.

Ya se ha iniciado el año de la Hégira 1435 y el Guy Fawkes Day transcurrió sin que ni siquiera el obispo de Toledo lo calificara de anticatólico, cuando sí tachó de pagano a la “Víspera de Todos los Santos” (Halloween) que en su día fue cristianizado. Andrés Cepadas (El conjuro de Halloween, La Opinión 2/noviembre/2013) recuerda que es el 535 cumpleaños de la Inquisición española (sólo en el viejo calendario, porque la correspondencia con el gregoriano es el 10/noviembre). Pasa desapercibido el Día Internacional para la Prevención de la Explotación del Medio Ambiente en la Guerra y los Conflictos Armados, proclamado en 2001 por la ONU para cada 6/noviembre. Y todavía más el 7/noviembre, llamado en Rusia desde 1996, Día de la Concordia y la Reconciliación, que era la festividad más importante de la Unión Soviética (el aniversario de la revolución bolchevique de 1917, o Revolución de Octubre pues todavía regía el viejo calendario) que ahora es jornada laborable, con manifestaciones de comunistas y miembros de los demás partidos de izquierda. De hecho esta celebración fue sustituida en 2004 por la fiesta religiosa ortodoxa del 4/noviembre dedicado al icono de la Virgen de Kazan (el protector de las milicias populares  que liberarón Moscú de los invasores polacos en el año 1612) y que Putin elevó al festivo Día de la Unidad Popular (todos los detalles en la magnífica web Rusopedia, rusopedia.rt.com/datos_basicos/fiestas/issue_259.html). La red europea UNITED for Intercultural Action estableció el 9/noviembre como Día internacional contra el fascismo y el antisemitismo, que en Madrid es festivo, Virgen de la Almudena (por al-mudayna, la “ciudadela”). Como segundo domingo de noviembre y el más próximo a la fecha del Armisticio de 1918, en Reino Unido este 10/noviembre es el Remembrance Sunday también conocido como Poppy Day (por las amapolas, las primeras flores que crecieron en los campos de batalla de Flandes durante la Primera Guerra Mundial); en 2001 la UNESCO lo proclamó Día Mundial de la Ciencia para la Paz y el Desarrollo. El día 11 es festivo administrativo en USA (desde 1978 se celebra este día, aunque no sea lunes) Veterans Day, escrito oficialmente sin apóstrofe, para que sea un adjetivo no posesivo; pero tambien es festivo en Canadá Remembrance Day/Jour du Souvenir, en Bélgica Armistice /Wapenstilstand) y en Francia L’Armistice; aquí, aprovechando un palindromo 11/11, se recuerda el 75º aniversario de la ONCE. Pero también es el Día de la Independencia de Angola (en 1975, de Portugal). El 12/noviembre los bahaís celebran el nacimiento en 1817 del fundador de su credo Mirza Hussein-‘Alí Nurí, o Baha’ullah, “Gloria de Alá” (murió el 29/ mayo/1892, en Acre, Israel). Mientras el 14/noviembre fue establecido en 1991 por la OMS como Día Mundial de la Diabetes [en esa fecha nace F. Banting quien descubriría la insulina en 1921]; pero también es el Día Mundial de la Calidad y se corresponde este año con la fiesta chií de Ashura, día de duelo por la muerte de Husayn ibn Ali, nieto de Mahoma, en la batalla de Kerbala [como ocurrió el 10/Muharram (del año 61 AH, 680 CE) se celebra en esa fecha del calendario Hijri]. El 15/noviembre es en Brasil la Proclamação da República (1889), y también de las proclamadas pero no reconocidas independencias de los chipriotas turcos (en 1983 se divide Chipre) y de Palestina (proclamada en 1988).

Acerca de Contraposición

Un Foro de Estudios Políticos (FEP) que aspira a centrar el debate sobre los diversos temas que afectan a la sociedad desde la transversalidad, la tolerancia, la libertad de expresión y opinión. Desvinculado de corrientes políticas o ideologías organizadas, pero abierto a todas en general, desde su vocación de Librepensamiento, solo fija como límite de expresión, el respeto a las personas y a la convivencia democrática. El FEP se siente vinculado a los valores republicanos, laicos y civilistas como base de una sociedad de librepensadores sólidamente enraizada en los principios de Libertad, Igualdad, Fraternidad.
Esta entrada fue publicada en AUTORES, José María Barja Pérez. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s