Viviendo en el ciberespacio – José María Barja Pérez

491c7-josc3a9mc2aabarjaViviendo en el ciberespacio

En este período convulso constatamos cada vez más la crisis que alcanza a la mayoría de los periódicos en papel. Sólo son un soporte publicitario, con sus páginas impares convertidas en anuncios, y camino de convertirse en papelillos regalados en el supermercado. Aunque surgen algunos prometedores experimen­tos (y formatos novedosos que incluyen infografías impactantes) la versión digital todavía no acaba de encontrar un formato que sea algo más de un listado de noticias, compitiendo en desventaja con agrupadores de enlaces a páginas web. Y es que el ciberespacio, aún en fase juvenil, aporta nuevas capacidades todavía poco exploradas. La gran cantidad de información especializada que está al alcance debe ser enlazada y jerarquizada. Así las noticias sobre el terremoto de Melilla, más propiamente Alhucemas, quedarían más completas si se consulta la página RSOE EDIS en donde se reseñan todos los ocurridos en el mundo (con datos de localización, hora y magnitud). Y cuando se trata de explicar las condi­ciones meteorológicas, está disponible un clarificador gráfico animado de los vientos, de altísima calidad artística.

cuatro graficos

Cuando diariamente nos dan noticias de las bolsas mundiales, nos desconcierta sus períodos de apertura pues las diferencias horarias producen que estén cerradas las asiáticas y que la de Nueva York comparta la última mitad del horario de la de Londres. Pero eso puede consultarse en la red, donde hay magníficos gráficos que muestran la hora actual en las capitales de todo el mundo con las sorpresas que depara la IDL, la línea de cambio de día, por ejemplo entre Apia y Pago Pago, capi­tales de ambas Samoas. Incluso la distribución de los billetes en los países europeos se visualiza en esclarecedores gráficos, que nos aclaran porque un cajero nos propor­ciona billetes sucesivos de 20€ con número de serie italiano. Y ya no digamos la capacidad de visualizar la ocupación del espacio aéreo y el marítimo, con identifi­cación de aviones y barcos en tiempo real. Vamos, como para leer solo un papel.

      Datos:

  • La actividad sísmica diaria en todo el mundo es sorprendentemente abundante, aunque por fortuna menos común en niveles de peligro. Cuando se explicita en un mapamundi se percibe las zonas de mayor riesgo, que para la Península Ibérica se concreta en la zona del Estrecho de Gibraltar (desde Faro a Melilla), con episodios menores incluso en zonas de Galicia. Aunque diseñada originalmente para registrar seísmos, la web de la Asociación Nacional Húngara de Radio de socorro – Señalización y Infocomunicaciones (en húngaro RSOE) se convirtió también en Emergency and Disaster Information Service (EDIS) con un «mapa en vivo interactivo con deta­lles actuales de los desastres naturales como terremotos, tornados y tsunamis.» Incluso señalan otras emergencias como accidentes de vehículos, plagas o riesgos biológicos, como casos de legionella.
  • La información meteorológica que proporciona la Universidad Libre de Berlín es un mapa de isobaras con altas y bajas presiones con nombres patrocinados (una tormenta 199€, una alta presión 299€) para becar a sus estudiantes del Instituto de Meteorología. La representación gráfica de los vientos diseñada por el artista Cameron Beccario es «una visualización de los pronósticos del tiempo por superordenadores, actualizados cada tres horas.»
  • Apenas es conocido que la numeración que llevan los billetes de euro identifica el país emi­sor y termina con un dígito de control. Éste, que se calcula en aritmética modular de base 9, produce que los números de los billetes avancen de 9 en 9 (si no se considera ese último dígito, la numeración es consecutiva). Casi el 23% de los billetes de 20€ que circulan en España proce­den de Italia, como señala la S inicial del numero de serie. Ello se explica porque «cada banco central nacional se especializa en como mucho en 4 valores e importa los de otras denomina­ciones.»
  • Los horarios de las bolsas, referidos a nuestra hora CET, comienza por las australianas (desde medianoche a 6:00, con una hora de descanso 3-4 a. m.), sigue la de Shanghái (desde las 2:30 hasta las 8:00, con dos horas de descanso 4-6 a. m.) mientras la bolsa de Tokio, funciona en mercado continuo desde las 3:00 a las 8:00. Todas las europeas cotizan en mercado continuo desde las 9:00 o 9:30 (salvo Lisboa que comienza a las 10:30) hasta las 17:00 o 17:30 (Lisboa termina a las 17:35); mientras las bolsas canadienses como las estadounidenses abren desde las 15:00 o 15:30 hasta las 22:00.
  • Precisamente el Año Nuevo Chino es un festivo observado durante varios días (incluso del 8-12/febrero este año) por las bolsas de Shanghái, Taiwán, Hong Kong, Corea del Sur, Filipi­nas, Indonesia, Malasia, Mauricio, Singapur y Vietnam. A ello se suma el cierre, por Carnaval, de las de Argentina y Brasil (8-10/febrero).

El día 8/febrero es este año el Luns Borralleiro en el carnaval de Laza, mientras una gran parte de la humanidad (más de 1.900 millones  de personas) está de Año Nuevo. El martes 9 es el Martes de Entroido (Entrudo en Portugal, Mardi Grass en Francia, aunque en ambos países no son festivos oficiales), festivo en 161 municipios gallegos (el 74,63 % de los municipios lucenses, el 59,14 % de los coruñeses, el 53,26 % de los ourensanos y el 11,29 % de los ponteve­dreses). Curiosamente el miércoles 10 de este año en Bali comienza la ”semana grande” de Galungan (que termina el 20 en la fiesta Kuningan). Cada año el 11/febrero se celebra en Japón Kenkoku kinenbi  (建国記念, Día de la Fundación de la Nación, por el emperador Jimmu en 660 a. C). El 14/febrero, Domingo de Piñata en varios Carnavales (antes celebración de la Cuaresma,  el término italiano pignatta es olla frágil), coincide este año con Valentin´s Day (U.S.A.), Valentinstag (Austria) y el Día Europeo de la Salud Sexual.

Acerca de Contraposición

Un Foro de Estudios Políticos (FEP) que aspira a centrar el debate sobre los diversos temas que afectan a la sociedad desde la transversalidad, la tolerancia, la libertad de expresión y opinión. Desvinculado de corrientes políticas o ideologías organizadas, pero abierto a todas en general, desde su vocación de Librepensamiento, solo fija como límite de expresión, el respeto a las personas y a la convivencia democrática. El FEP se siente vinculado a los valores republicanos, laicos y civilistas como base de una sociedad de librepensadores sólidamente enraizada en los principios de Libertad, Igualdad, Fraternidad.
Esta entrada fue publicada en AUTORES, José María Barja Pérez. Guarda el enlace permanente.