QUE LA VERDAD NO ESTROPEE UN TITULAR.- Antonio Campos Romay*

Unas doscientas empresas españolas están presentes en la India, ese gigante de 1.400 millones de habitantes que representan la sexta economía mundial. Que tiene un reto colosal, modernizar sus infraestructuras en medio de un complejo mosaico de culturas, credos e idiomas, aparejado a severas desigualdades sociales. España lleva largo tiempo buscando un nicho de negocio en esas prioridades.
Mientras, el telepredicador Casado, anda a lo que mejor se le da, ir de bolo en bolo cual muñeco de “José Luis Moreno”, dando voz al ventrílocuo Aznar, el Sr. Borrell, miembro de ese gobierno que lo pone histérico, anda también a lo suyo: un viaje de dos días a Nueva Delhi para participar en el Foro Internacional “Diálogo Raisina” y entrevistarse con gobernantes del país.
Pregunta el telepredicador para que viajan los miembros del gobierno Sánchez, este incluido. Por vía de ejemplo valga este caso… ¿será Sr. telepredicador, por un azar, para mantener contactos bilaterales e influir en la concreción de importantes inversiones españolas en el país hindú? ¿Auspiciar la participación española en la renovación de la obsoleta red ferroviaria india poniendo sobre la mesa la experiencia en alta velocidad y obras como la del tren, La Meca-Medina? ¿Participar en contratos para la construcción de aviones Airbus de transporte militar (56 aviones del modelo C2-95, 16)? ¿Oxigenar a Navantia procurando lograr la construcción de cuatro portahelicópteros del tipo del Juan Carlos I? Quizás el telepredicador en cuestión ignore que amen de la industria civil, la aportación en industria militar es clave para una nación con serias tensiones con sus vecinos, sin que sea ajeno a ello, el dilucidar la hegemonía en la región.

Más preguntas de viajes le surgirán del telepredicador casado con Rivera, porque todo apunta a que el Sr. Presidente del Gobierno tirará nuevamente de Falcon para ir a Nueva Delhi en el último trimestre de 2019 para entrevistarse con las autoridades locales…Caprichos del Sr. Sánchez…A fin de cuentas se trata de una minucia de intentar inyectar varios miles de millones de euros en la economía española, generación de puestos de trabajo y dinamización del sector empresarial…

Mientras el gobierno con el apoyo muy crítico y complejo de Podemos y un más que versátil apoyo en la Cámara, intenta afianzar las bases para recuperar una sociedad más cohesionada socialmente, devolviendo a la ciudadanía los derechos sociales, civiles y económicos de que ha sido despojada y se esfuerza en recomponer el duro desgarrón de Cataluña avivado a ciencia y conciencia por el PP, el telepredicador aupado en sus coros mediáticos, comunica la palabra del Señor…por supuesto Aznar. Heraldo de las excelencias democráticas de sus aliados de extrema derecha, aplaude entusiasta al descerebrado del Muro de los Horrores, pone en almoneda la Constitución, los derechos de las mujeres o la dignidad de las victimas asesinadas por el “abuelo” (entrañable apelativo que tienen sus socios hacia el dictador). Y se aplica en implementar todos los mecanismos posibles, los de su cosecha y los que le exige su socio extremo, para desmontar el estado de bienestar y hacer apostolado del nacionalcatolicismo más rancio.
Ya que andaba por aquellos pagos, el Sr. Borrell siguió perdiendo el tiempo que le paga el pueblo español, (que diría el telepredicador) conversando con sus homólogos, iraní y australiano. Quizás sea porque, según sus palabras, Irán es “una gran potencia regional y un actor geoestratégico de primer orden en Oriente Próximo”. Y aun le quedó tiempo para expresar claramente varios criterios en relación a la UE: “Europa no puede ser “un poder blando para siempre”. Por ello hace hincapié en “una apuesta por construir una mayor integración europea a todos los niveles, también en el político y el militar”. “Con mecanismos de defensa comunes e independientes de EEUU, para hacer valer sus valores e intereses en un mundo globalizado e interconectado”.

“Una UE más fuerte, más cohesionada y en la que los estados cedan soberanía para ganarla en el escenario mundial”. Y así “poder tomar decisiones sin temor a represalias de terceros países o de los mercados financieros”. “Ningún miembro de la UE es capaz por sí solo de responder de forma eficaz a los retos de un mundo globalizado”.

Como era de esperar en tiempos de tele-predicas, la verdad no es noticia. Y no es cosa, que la verdad estropee el titular de una tele predica.

*Antonio Campos Romay ha sido diputado en el Parlamento de Galicia

 

Acerca de Contraposición

Un Foro de Estudios Políticos (FEP) que aspira a centrar el debate sobre los diversos temas que afectan a la sociedad desde la transversalidad, la tolerancia, la libertad de expresión y opinión. Desvinculado de corrientes políticas o ideologías organizadas, pero abierto a todas en general, desde su vocación de Librepensamiento, solo fija como límite de expresión, el respeto a las personas y a la convivencia democrática. El FEP se siente vinculado a los valores republicanos, laicos y civilistas como base de una sociedad de librepensadores sólidamente enraizada en los principios de Libertad, Igualdad, Fraternidad.
Esta entrada fue publicada en ARTÍCULOS DE OPINIÓN. Guarda el enlace permanente.