Año Nuevo judío- José María Barja Pérez

JOSE MARIA BARJAAño Nuevo judío

Una de las propiedades de un calendario es proporcionar la sensación de control del tiempo. La repetición de acontecimientos en las mismas fechas de un sistema calendárico muestra un ritmo temporal que fija la actividad social. El equinoccio de otoño, plazo que había fijado el BCE para la distribución de los nuevos billetes de 10 € y el ministro de Justicia para la reforma de la ley del aborto (que resultó ser su último día en el cargo), es una referencia poco notable en el calendario gregoriano. Pero precisamente en torno a esa fecha se inicia el año civil judío; de hecho este 25/septiembre es Rosh Hashaná, el 1/Thisrei/5775 de la era mundi. Aparte de lo exótico, las reglas del calendario hebreo son más complicadas que las del mal llamado ¨calendario usual”, lo cual nos lleva a preguntar como se las arreglan con el cómputo. Aparte de que la búsqueda de la sabiduría sea una de las virtudes que promueve el judaísmo, ese sistema, que aglutinó a un pueblo disperso en medio de otras culturas, está también diseñado para el hombre. De hecho es responsable de la creación del ritmo más universal, la semana, y, aunque cuasi desconocido, está detrás de nuestras fiestas movibles. Un país que durante siglos borró las referencias a la cultura judía, debería descubrir que una calle de nombre Sinagoga indica que en su día existieron vecinos que seguían ese calendario. Y que la regla del concilio de Nicea que determina el domingo de Pascua (y por lo tanto el Martes de Antroido, Viernes Santo, la Ascensión, el Rocío, Corpus o la Feria de Abril) se basa en la Pésaj, aunque con un diseño que evita la coincidencia de ambas.

Aparte de una fuente de ejercicios de matemáticas, los calendarios son un conocimiento transversal que podría explicarse en alguna asignatura de cultura religiosa no confesional.

Datos:

  • Este año el equinoccio de otoño (en el hemisferio norte, el vernal en el hemisferio sur) ocurrió el 23/septiembre a las 4:29:05 horas.
  • Las necesidades rituales (fiestas muy relacionadas con los procesos agrícolas y por lo tanto con las estaciones) obligaron a que, para mantener la correlación astronómica, el calendario lunisolar judío incluya ajustes pues un año lunar de 12 meses (como el islámico) es 11 días más corto que un año solar. El principal de los ajustes es la existencia de años de 13 meses (shana me’uberet, literalmente “año embarazado”). Ese mes adicional de 30 días se llama adar alef (primer adar) y es añadido justo antes del usual mes adar (que pasa a ser adar bet, segundo adar, y tener 29 días), pues es el último mes del año en el calendario religioso hebreo que comienza en nisán, el mes de la Pésaj. El patriarca Hil.lel Hanassi II fue quien introdujo un calendario fijo y continuo en 359 a. D., aunque hasta el siglo X hubo desacuerdos sobre las reglas de intercalación.
  • En un ciclo de 19 años se añade ese mes adicional en los años 3º, 6º, 8º, 11º, 14º, 17º y 19º del ciclo (se usan reglas nemotécnicas para recordarlo, como la referencia a una escala musical). Un malentendido muy común es que la correspondencia de este calendario con el gregoriano se repite cada 19 años; de hecho el calendario judío se repite sólo tras 689.472 años.
  • El año judío que hoy comienza es el 18º del ciclo que se inició en 1997; es un año de 12 meses y kesidrah “regular”, de 354 días, cuando el anterior y el siguiente son años de 385 días (año de 13 meses y shelemah “completo”) y el 5777 que iniciará un nuevo ciclo tendrá 353 días (año común y hasera “deficiente”). Además se realizan pequeños ajustes en la duración de los meses 8º y 9º, marjeshván y kislev, para coordinar el ayuno de Yom Kippur con el shabbat (el Día de la Expiación no puede caer, ni en viernes, ni en domingo) y que la celebración de Hoshanah Rabbah (el séptimo día de la fiesta de Sucot “Tabernáculos”) no caiga en sábado. Hay que aplicar otras tres reglas de este tipo (dehiyyot) para evitar que un año ordinario exceda de 355 días y uno de 13 meses tenga menos de 383 días. Todo ello produce un calendario con seis tipos de año (ordinarios de 353, 354 o 355 días; “embarazados” de 383, 384 o 385 días) pero utilizando reglas aritméticas relativamente simples.
  • Con tal variación de número de días se precisan reglas para los cumpleaños y, para evitar que caiga en un día en el que no se puede leer la Tora, son precisas reglas adicionales para los aniversarios del fallecimiento de un pariente (yahrzeit, en yidish “tiempo de un año”). Se celebra la mayoría de edad de las mujeres, Bat Mitzvah, en su duodécimo cumpleaños y sobre todo la de los varones, Bar Mitzvah, en el decimotercero. Para los nacidos en adar o adar bet se traslada al mismo día pero del último mes del correspondiente año judío; y los que nacieron el 30 de marjeshván, kislev o adar bet lo postponen al primero del mes siguiente, en los años en que tal día no existe. En un yahrzeit se enciende un cirio un día entero y se recita el qaddish en la sinagoga; esta práctica, en la forma actual, comenzó probablemente en Alemania en el siglo XIV y se extendió a otras regiones. Además de la regla para adar bet, si el fallecimiento fuese en 30/adar y el año actual fuese común (con lo cual adar tiene 29 días), hay que trasladar la fecha al último día del mes undécimo, shevat; también, si el fallecimiento fue en 30/marjeshván (respectivamente, en 30/kislev) y el primer aniversario no fue en esa fecha, se usa el día anterior a 1/kislev (resp. a 1/tevet), mientras en todos los otros casos se usa la fecha usual.

calenhebreo

Como cuarto jueves de septiembre, éste 25 es el Día Marítimo Mundial. El 26/septiembre Día Europeo de las Lenguas  y el 27 Día Mundial del Turismo, además de ser Día Internacional de las personas sordas. El 28/septiembre es Día Internacional del Síndrome de Arnold Chiari,  él del Donante de Médula Ósea y, por ser el último domingo de septiembre, Día Mundial de la Retinosis Pigmentaria, y Alderdi Eguna (en euskera “Día del Partido”  Nacionalista Vasco). Coincide con el día del ayuno judío Tzom Gedaliahu (el asesinato del gobernador de ese nombre, צוֹם גְּדַלְיָּה, tras la destrucción del Primer Templo). El 29/septiembre es el Día Mundial del Corazón y Romería de San Miguel de Breamo en Pontedeume, mientras en Paraguay conmemoran la Batalla de Boquerón (la primera batalla de la guerra del Chaco contra Bolivia). El 30/septiembre es en Botsuana el Día de la Independencia (del Reino Unido en 1966).

 

Acerca de Contraposición

Un Foro de Estudios Políticos (FEP) que aspira a centrar el debate sobre los diversos temas que afectan a la sociedad desde la transversalidad, la tolerancia, la libertad de expresión y opinión. Desvinculado de corrientes políticas o ideologías organizadas, pero abierto a todas en general, desde su vocación de Librepensamiento, solo fija como límite de expresión, el respeto a las personas y a la convivencia democrática. El FEP se siente vinculado a los valores republicanos, laicos y civilistas como base de una sociedad de librepensadores sólidamente enraizada en los principios de Libertad, Igualdad, Fraternidad.
Esta entrada fue publicada en AUTORES, José María Barja Pérez. Guarda el enlace permanente.